imagotipo

El “Black Hawk” de la marina

  • Iván García Vargas

El día viernes nos despertamos con una noticia, que por mucho nos impactó,

“Abaten en Tepic a ‘El H2’, líder del cártel de los Beltrán Leyva, Juan Francisco Patrón Sánchez, ‘El H2’, fue abatido durante un operativo de la Marina en la colonia Linda Vista en la capital de Nayarit.

La noticia de que el líder de una de las organizaciones delictivas con mayor influencia en la región haya sido “abatido” no fue tan impactante como el método que utilizaron las fuerzas armadas, ya que pudo haber sido como en diferentes ocasiones, en donde en medio de un tiroteo entre camionetas blindadas y vehículos terrestres de las fuerzas federales se captura a algún delincuente de gran peso.

En esta ocasión, un helicóptero de la Marina fue el protagonista, del video que de pronto se difundió en escala “viral” en el que en un vuelo casi estático, con el que el piloto demuestra con derroche de maestría su entrenamiento, mientras un reflector colocado debajo de la aeronave envía un haz azul, de pronto de un costado, desde la extensión armada de la cabina, un arma de muy alto poder dispara metrallas incandescentes hacia sus objetivos en tierra, es una escena por demás impactante, pareciera salida de “Black Hawk Down”, ¡impactante!

El contexto de la escena, el surrealismo que no vemos es más impactante aún, en una colonia habitada, en la capital de Nayarit, la Marina Armada organizó un operativo, basado en un trabajo de inteligencia muy profundo. Localizaron a su blanco entre la población civil, en un domicilio específico, -seguramente en las casas de esa misma calle, sin imaginarse lo que sucedía o sucedería, familias completas descansaban, eran casi las 10:30 de la noche; los niños que al día siguiente irían a clases, tenían al menos una hora dormidos. Habían puesto su uniforme y mochila en la silla de junto a su cama para despertar, alistarse y no demorar la salida-,  ahí en esa calle, seguramente sitiada en todas direcciones por vehículos de tierra y una gran cantidad de elementos de la Marina, organizados con una comunicación sumamente efectiva y coordinada, utilizando  dispositivos de muy alta gama tecnológica, se llevó a cabo el operativo.

Por algún motivo,  por la simplicidad y costumbre que hoy tenemos de documentar cualquier suceso en video y por no ser común que un helicóptero sobrevuele, es que todos pudimos conocer el video.

El comunicado de la Secretaría de Marina Armada, especifica con detalle que ninguna persona “inocente” fue herida ni lastimada en el operativo y que junto con el “H2” otros tantos delincuentes fueron abatidos, gracias al uso protocolizado de la fuerza en el operativo, incluso cita diversos manuales de operación de uso de la fuerza.

El video, la noticia y el comunicado oficial, enmarcan un trabajo muy preciso, detallado, robusto y avasallador, en el que las fuerzas armadas federales demuestran su poderío.

El contexto político internacional está también muy presente, ya que estos sucesos ocurren en la misma semana en la que el Presidente Trump, en una  llamada, instó al gobierno mexicano a que hiciera un mayor esfuerzo por detener a los “malos (bad-hombres)” o de lo contrario enviaría tropas estadounidenses al territorio nacional.

El contexto da muchas cosas en qué pensar y otras tantas para imaginar.